martes, 9 de enero de 2018

Novedades: El traficante de cómics

Al final de los años ochenta en Budapest, el cómic no está demasiado bien visto. No es que esté prohibido, pero se lo considera una mala influencia y los jóvenes apenas tienen acceso a él. Esto cambia gracias a Sándor, que empieza un negocio de tráfico ilegal de cómics entre sus amigos y compañeros del instituto. Así, las historias de los grandes superhéroes llegan a ellos, les hacen soñar, crecer y luchar por lo que quieren.

Resultado de imagen de el traficante de comics¿Cómo derrotar el crimen, castigar a los malvados o vengar las ofensas si el sistema no te lo permite? El tráfico de cómics es su revancha, su revolución a pequeña escala que les permite sentirse más libres, a pesar de vivir en un edificio de muros desconchados en el centro de Budapest o de tener que aguantar a un padrastro que le odia. Nikolai, Bibo y Tio Szabó, amigos de Sándor y compañeros en el negocio de los cómic, forman un grupo de personajes que, con diferentes subtramas, ayudaran a enriquecer el argumento y mostrar una ciudad bajo el régimen político.

El traficante de cómics de Pierdoménico Baccalario es un alegato en defensa de ese género, además de una conmovedora novela realista con una buena ambientación en la Hungría oprimida de los años 80. Los referentes a los que se alude en la novela son los cómics que todos conocemos: BatmanSpidermanLos cuatro fantásticos, etcétera. El lector se sumerge en la lectura de una historia interesante y bien escrita, a la vez que ve cómo Sándor intenta trasladar a su vida real todos los valores de valentía, amistad, fuerza y corage que lee continuamente en los cómics. El ritmo de la novela es ágil y sus doscientas cincuenta páginas no se hacen largas. Las descripciones y la ambientación para retratar ese ambiente gris y silencioso de Budapest nos adentra en la historia, a la vez que los personajes nos guían con sus actividades de tráfico ilegal.

No hay comentarios :